Publicado por: Helena Pascual
Etiquetas:


Asociación Buscadores de Plenitud La palabra mandala proviene del sánscrito que es una lengua originaria de la India. Significa círculo o centro sagrado. Los mandalas son representaciones simbólicas espirituales y rituales del macrocosmos y microcosmos.

Microcosmos: contempla al ser humano como un mundo completo en sí mismo, como un universo a escala. Nuestro maestro interior es nuestro sol central, es orden y equilibrio. Los planetas son nuestras emociones, deseos, pensamientos, creencias etc que giran en torno a ese sol causando caos interno. Cuando meditamos conectando con la Fuente tomamos consciencia de dicho caos y el hecho de dibujar un mandala nos ayuda a equilibrar nuestro Ser interno nuevamente.

El mandala tiene su origen oficial en la antigua India. En la prehistoria (Neolítico 6000 años A.C hasta 3000 años A.C) aparece en Africa el primer mandala conocido: la rueda solar. Es un círculo que contiene una cruz representando los cuatro puntos cardinales.

A partir de ahí se extienden por muchas civilizaciones como la egipcia, la celta, los mayas, indios navajos o los aborígenes de Australia. Pero nosotros los conocemos más a través de la tradición budista.

Puedes solicitar información y plaza para nuestro próximo taller "La Sanación a través de los Mandalas" en secretariabuscadores@gmail.com