Publicado por: Norberto Ciciaro
Etiquetas:


Asociación Buscadores de Plenitud Diferencia entre conciencia y consciencia

Según la RAE, ambos términos pueden ser intercambiables en algunos casos y en otros no. En el sentido general de ‘percepción o conocimiento’ se pueden utilizar ambos; en sentido moral, como ‘capacidad de distinguir entre el bien y el mal’, solo se usa la forma conciencia.

Buscando en internet he encontrado un texto de Alejandro Jodorowsky, que combinado con las definiciones de la RAE, creo que puede aclarar un poco más la diferencia en estos dos conceptos:

Conciencia: Conocimiento de lo que nos rodea, en base a los órganos de los sentidos. Conocimiento reflexivo de las cosas, de percepción, reconocimiento de los propios atributos y el conocimiento interior del bien y del mal.

Consciencia: Conocimiento de sí mismo. La capacidad de los seres humanos de verse y reconocerse a sí mismos y de juzgar sobre esa visión y reconocimiento. La consciencia define al ser. Se es consciente de sí mismo y de lo que nos rodea en base a lo que uno Es. Otra definición es la que asocia la consciencia a un estado de unión con la vida universal. Es una expansión continua, igual que el universo.

Por tanto, entendemos por conciencia ese conocimiento y percepción de cuando estamos despiertos, presentes, y nos damos cuenta de lo que hacemos o tenemos delante y podemos reflexionar sobre ello, así como nuestros parámetros sobre lo que es correcto y lo que no. “Yo tengo conciencia de”, “Yo estoy consciente (el adjetivo siempre va con “s”, para ambos términos) de” o “Mi conciencia está tranquila”.

Utilizamos consciencia para el auto-conocimiento y la auto-observación. Cuando nos ponemos desde el punto de vista del observador y desde allí nos miramos y vemos lo que nos sucede desde otra perspectiva, desde el Ser.