Publicado por: Norberto Ciciaro


Para realizar un desarrollo de nuestras Habilidades Sociales siempre sirve hacer un simple ejercicio de introspección. Aquí tenemos uno sencillo, sencillo, sencillo.
Una buena oportunidad para tomarse un café con uno mismo y dedicarse esos minutos de amor a través de la re-educación de nuestras emociones.

Asociación Buscadores de Plenitud